La revuelta de los agricultores de la India pone contra las cuerdas al Gobierno

  • Duros enfrentamientos en Nueva Delhi entre manifestantes y policía deja al menos un muerto
  • La protestas es contra la reforma agraria que liberaliza el mercado y perjudica a los productores
Un grupo de agricultores intenta abriese paso con sus tractores entre las barricadas que protegen el centro de Nueva Delhi.

Un grupo de agricultores intenta abriese paso con sus tractores entre las barricadas que protegen el centro de Nueva Delhi. /ANUSHREE FADNAVIS / REUTERS

Las protestas de campesinos en la India contra la reforma agraria van en aumento y en las últimas horas se han registrado violentos enfrentamientos entre las fuerzas de seguridad y los manifestantes, a pesar de que las marchas se habían desarrollado desde un principio de forma pacífica.

Los choques con la policía se han producido cuando parte de los campesinos se han desviado de la ruta que habían previamente trazado, bordeando la capital, y han intentado entrar en el centro de Nueva Delhi, en el icónico Fuerte Rojo, situado en el casco antiguo.

Los agricultores llevan acampados fuera de la capital casi dos meses y protestan al considerar que las tres leyes “anticampesinas”, que liberalizan el sector, favorece a los grandes compradores privados a expensas de los productores. Esta situación lleva ahora a los agricultores a negociar los precios con las empresas dentro de la cadena de distribución.

La protesta, en la que participan miles de personas representa uno de los mayores desafíos para el primer ministro Narendra Modi desde que llegó al poder en 2014. Los organizadores esperaban hoy una participación de unos “250.000 tractores y vehículos y más de un millón de granjeros”. “Modi nos escuchará ahora, tendrá que escucharnos ahora”, afirma a la agencia Reuters Sukhdev Singh, de 55 años, un agricultor del estado norteño de Punjab, uno de los manifestantes que han entrado al centro de la ciudad.

Tractores y excavadoras

Los primeros actos violentos estallaron a primera hora de la mañana cuando algunos miles de granjeros barbudos y con turbantes, la mayoría abrigados para protegerse del frío invernal, con la ayuda de tractores y excavadoras adornados con bandera indias y sindicales, retiraron barricadas de hormigón o vehículos que les cortaban el paso hacia el centro de la capital, mientras los antidisturbios lanzaban gases lacrimógenos y cañones de agua, sin lograr contenerlos. El conductor de uno de los tractores murió después de que el vehículo volcara en una calle céntrica de Nueva Delhi durante los enfrentamientos.

Las escenas de violencia en la capital contrastaban con las imágenes que ofrecía las televisiones del desfile anual miliar para celebrar el Día de la República, que ha tenido lugar también en el centro de Nueva Delhi, un evento festivo en el que, además de la parada militar, las diferentes regiones de la India muestran sus tradiciones y logros con coloridas carrozas.

La agricultura emplea aproximadamente a la mitad de la población de la India, de 1.300 millones de habitantes. La gran marcha en la capital está respaldada por miles de concentraciones en toda el país

Source: La revuelta de los agricultores de la India pone contra las cuerdas al Gobierno (elperiodico.com)

  • 758